“MULETILLAS PARA DORMIR”

07 Abril 2019 /

“MULETILLAS PARA DORMIR”

Aquí te contamos que son y como erradicarlas

Muchas veces no sabemos (o no recordamos) como nuestros niños desarrollaron una necesidad específica para quedarse dormidos, y que sin este actividad no pueden conciliar el sueño por sí solos. A estas “ayudas” se les conoce también como  asociaciones negativas, ya que cada vez que los niños despiertan, requieren de su continua ejecución para volver a quedarse dormidos. Los ejemplos más clásicos son amamantar, dar mamadera, caminar o mecer en brazos, sin embargo sobre gustos ¡no hay nada escrito! Hay otros más sofisticados que han desarrollado la necesidad de que sus papás les canten cierta canción, les lean ciertos libros en lugar específico, de una determinada forma y en una exigente cantidad de veces. ¿Agotador, no? por eso aquí les contamos sobre las “muletillas” más populares y algunos tips para deshacerse de ellas.

Leche

Ha varios nos ha pasado que nos resulta más fácil hacer dormir a nuestros niños amamantándolos o dándoles una mamadera. Incluso llegamos a un punto en que nos convencemos de que la “necesitan” y nos acostumbramos a la imagen de que la hora de dormir es en brazos dándoles leche o más grandes en su cuna con una botella….casi romántico. Pero, todo se pone cuesta arriba cuando algunos de estos niños tienen frecuentes despertares, y no solo necesitan ser alimentados al comienzo de la noche sino que cada vez que despiertan ya que de lo contrario no seguirán durmiendo, ufff.

¿Pero, será que en todas las oportunidades realmente necesitan alimentarse? Muchas veces los niños están más enfocados en la succión que en la alimentación en sí. Un niño al término del tercer mes de nacimiento puede dormir de noche entre 6 a 8 horas de corrido, y uno de cinco meses hasta 10 horas, por lo tanto es importante determinar si estamos o no ante una asociación negativa entre leche y sueño.

La buena noticia es que ¡no todo está perdido! Una vez que los niños aprenden que la alimentación no significa dormir, se destetan naturalmente al cambiar su asociación con el sueño. Para lograr esto, disminuye a la mitad el tiempo de cada toma. Deja de alimentarlo una vez que veas que esté quedando dormido o que ha dejado de succionar. Si es pequeño sácale sus “chanchitos” y acomódalo en su cuna adormecido, pero aún consciente de que lo están acostando. Siéntate junto a la cuna y entrégale tranquilidad verbal y física. Repite esto cada vez que despierte, y disminuye la cantidad de leche y/o el tiempo al amamantar cada 2 a 3 días.

Brazos

Otra común asociación negativa, y al parecer muy buena forma de ejercitarse, es hacer dormir a los niños en brazos, ya sea meciéndolos o caminado. El problema es que cuando dejamos de moverlos y los devolvemos a su cuna o cama, se despiertan y necesitan que reiniciemos la actividad. El problema se acentúa cuando en el transcurso de la noche despiertan y deciden que es hora de entrenar esos brazos hasta lograr que se duerman nuevamente.

Para poder deshacerte de este hábito, limita esta actividad al lugar donde duerme (evita hacer circuitos por toda la casa) y de esta forma ir creando una asociación positiva con el dormir en su pieza. Luego, acorta poco a poco el tiempo que pasa en los brazos, por ejemplo, si en general a la hora de dormir lo tomas por 30 minutos, intenta bajar el tiempo a 20 minutos por un par de días, luego 15 minutos por 2 a 3 días y así sucesivamente. Ten en consideración de ponerlo en su cuna o cama somnoliento, y no totalmente dormido de forma que aprenda a lograr esta habilidad solo y sin tu ayuda. Parte por las noches, y luego continua con las siestas. Si durante sus horas de sueño llora y decides tomarlo, asegúrate que sea el tiempo suficiente para calmarlo, y luego lo acuestas y lo sigues apoyando con tu compañía y voz.

La capacidad de los niños de conciliar el sueño solos es una habilidad que se aprende, se puede enseñar, y sin duda es uno de los mejores regalos que pueden darle a sus hijos. Enséñenlos desde chicos, y verán como están sentando las bases de un reparador sueño por años. Si necesitas apoyo y guía contáctanos, ¡ te podemos ayudar!